ACTUALIDAD

Loading...

lunes, 11 de junio de 2012

CRIMINOLOGIA - LOS ASESINATOS DE SNOWTOWN



                                 
                                   CRIMENES IMPERFECTOS "SNOWTOWN"(PARTE1)


Los crueles asesinatos de Snowtown



Los asesinatos de Snowtown, también conocidos como los asesinatos de los órganos en los barriles, se refiere a los asesinatos de 12 personas en Australia del , Australia, entre agosto de 1992 y mayo de 1999. Los crímenes fueron descubiertos cuando los restos de ocho víctimas fueron encontrados en barriles de ácido de alquiler ubicados en un antiguo  del banco en Snowtown, Australia del Sur, el 20 de mayo de 1999. La ciudad de Snowtown está en el medio del Norte de Australia del Sur, 145  al norte de Adelaida. Aunque Snowtown se asocia frecuentemente a los crímenes, los cuerpos se habían mantenido en una serie de lugares alrededor de Adelaida durante algún tiempo, y fueron trasladados a Snowtown a principios de 1999, al final del frenesí de la delincuencia que abarca varios años. Sólo una víctima fue asesinada en Snowtown; ninguna de las víctimas o los autores eran de esa ciudad. 

Ocho cadáveres fueron encontrados en barriles de plástico en desuso en la bóveda del banco, el 20 de mayo. Tres días más tarde dos cuerpos fueron encontrados enterrados en un patio trasero en el norte de Salisbury, un suburbio al norte de Adelaida. A finales de junio, nueve de las diez víctimas habían sido identificadas. Durante la investigación de dos muertes misteriosas las autoridades encontraron que los asesinatos han sido perpetrados por los asesinos. 

Un total de cuatro personas fueron detenidas y acusados por los asesinatos. Todos fueron declarados culpables de los asesinatos o la asistencia en los asesinatos. Este grupo era en gran medida influenciada por cabecilla John Justin Bunting.la Mayor cantidad de detalles no se hicieron públicos, pero todos los asesinos fuero juzgados por más de 250 cargos, muchos de los cuales aún no se han revelado. 

John Justin Bunting (n. 1966 en Inala, Queensland) fue declarado culpable de asesinar a todos los que figuran las víctimas, salvo Suzanne Allen. Se considera que ha sido la figura central en todo el territorio de los asesinatos , la tortura y de ser el que influenció a los demas asesinos. Mientras que los informes psicológicos no se han echo públicos, se ha sugerido que el comportamiento de Bunting se debe a que carece de la emoción y la capacidad de empatía para sentir el dolor de las víctimas .Se cree Bunting encaja el perfil de un asesino psicópata que obtiene placer con el dolor y el sufrimiento de sus víctimas. Cuando era un niño, su pasatiempo favorito era quemar los insectos en ácido, y durante su adolescencia se le relacionó con grupos neo-nazis. Durante la edad adulta Bunting desarrolló un profundo odio a los homosexuales y pedófilos. 

Joe Robert Wagner se hizo amigo de Bunting en 1991. Se sintió alentado por Bunting para que le ayuden en los diversos asesinatos. 

Mark Haydon no era culpable de alguno de los asesinatos, pero se declaró culpable de ayudar a los asesinos en serie deshacerse de los cadáveres. 

James Spyridon Vlassakis junto a su madre su madre y su hermanastro, vivia Bunting. Después de ser poco a poco involucrado en los asesinatos fue llamado por Bunting para ayudar con los asesinatos y torturas. Más tarde se convirtió en el testigo estrella del juicio. 

Elizabeth Harvey, la madre de Vlassakis que conocia los asesinatos, y alentada por Bunting, con la asistencia en uno de ellos paricipo en algún crimen. Murió de cáncer después de la detención de Bunting, Wagner, Vlassakis, Haydon. 

Thomas Trevilyan asistió al asesinato de Barry Lane en 1997, asesinado por los demás miembros de la pandilla antes de que la intervención de la policía. Fue asesinado por la banda. Era homosexual y tenia un grave retraso mental y una afición por las armas. 

Jodie Elliot, hermana de Mark Haydon. Es la esposa de Ray Haydon Elizabeth, es una mujer con inteligencia por debajo de la media que se había enamorado perdiadmente por Bunting. 
Imitó a Suzanne Allen, para recoger sus pagos a la seguridad social. 



LAS VICTIMAS 

Clinton Trezise, 22 ( muerto agosto 1992) se encontró enterrado en una tumba en 1994. Bunting fue asesinado en la sala en su casa de Salisbury Norte, al ser atacado con una pala después de haber sido invitado en una visita social. 

Ray Davies, 26 ( muerto diciembre de 1995), un hombre con discapacidad mental que vivía en una caravana en el jardín detrás de la casa de Suzanne Allen, quien se convirtió en un objetivo después de su acusación de que era un pedófilo. Harvey asistido en su tortura. Nadie puso una demanda por desaparición por Ray. 

Suzanne Allen, 47. Allen era una amiga de Bunting. Murió tiempo después de Davies, y sus restos fueron encontrados enterrados en el jardín de la casa de Salisbury Norte. Sus restos fueron envueltos en once bolsas de plástico. Su muerte fue ocultada por los acusados y ellos cobraban su pensión, pero posteriormente alegó que ella había muerto de un ataque al corazón. Sobre la base de las pruebas presentadas en el juicio, el jurado no pudo decidir que había sido asesinada. 

Michael Gardiner, 19 (d agosto 1997) un hombre abiertamente gay asesinado después de una sospecha que surgió que era también un pedófilo. Lo estrangularon, descuartizaron y metieron sus restos en un barril con ácido. Registraron su casa en busca de su cartera, pero no la encontraron. Llamaron a su casera, que encontró la cartera, diciendole que Michael la nescecitaba, pero ella no cedía, pero despés de un més de llamadas, cedió. 

Barry Lane, 42 (d octubre de 1997), un hombre gay, sastre, que había tenido una relación con Wagner en el momento que Bunting se reunió por primera vez en 1991, cuando se trasladó a su barrio. Trevilyan más tarde fue un novio de Lane. Fue torturado antes de ser asesinados. Los asesinos le cortaron sus dedos con unos alicates mientras le hacian llamar a su madre para insultarla. 

Thomas Trevilyan, 18 (d. 1997) fue hallado colgando de un árbol cerca de Kersbrook en las colinas de Adelaide, e inicialmente se presume que han cometido suicidio. Él había ayudado en el asesinato de Barry Lane, pero más tarde fue asesinado después de discutir el crimen con otros. Tenía esquizofrenia paranoide y fue fácilmente persuadido por la banda. 




Gavin porter, 29 (d abril de 1998) era un drogadicto adicto a la heroína, que fue asesinado por Bunting por que se pinchó con una jeringuilla y se enfadó tanto que lo estranguló mientras dormía en la parte trasera de su coche. 

Troy Youde, 21 (d-sep-1998), hermanastro de Vlassaki y su hijo de Elizabeth Harvey que vivía con ellos en la Bunting casa de Bunting en el momento de su muerte. Fue asesinado en la casa después de haber sido arrastrado de su cama mientras dormía. Este fue el primer asesinato Vlassakis participó 

Fred Brooks, 18 (d-sep-1998). A causa de la discapacidad intelectual del hijo de Jodie Elliott, una mujer enamorada de Bunting, fue elegido por Bunting como una víctima fácil y atraído a su casa cuando fue atacado y brutalmente torturado. Le proporcionaron elecro-shocks en los pezones, le pusieron dos bengalas en el pene y le inyectaron agua en los testículos. 

Gary O'Dwyer, 29 (d noviembre de 1998), un hombre con discapacidad en el anterior accidente de coche y en una pensión, O'Dwyer era un extraño, recogido como un objetivo fácil. Fue asesinado en su casa en la calle Francisco. 

Elizabeth Haydon, 37 (d. noviembre 1998) esposa de Haydon, asesinados por Bunting y Wagner en su casa mientras su marido estaba fuera. 

David Johnson, 24 (d. de mayo de 1999) Hermanastro Vlassaki. Asesinado por Bunting en el edificio del banco de haber sido atraídos allí por Vlassaki. Fue la única víctima que murió en Snowtown. 


EN EL AÑO 2011 APARECE LA PELICULA "SNOWTOWN":

SNOWTOWN



AUTRALIA,  2011

TÍTULO ORIGINAL: Snowtown
DIRECTOR: Justin Kurzel
PRODUCTOR: Anna McLeish, Sarah Shaw
GUIÓN: Shaun Grant
REPARTO: Daniel Henshall, Lucas Pittaway, Louise Harris
DURACIÓN: 119 minutos







Es imprescindible que antes de que hablemos de la película Snowtown conozcamos los hechos en los que esta basada, ya que trata sobre los brutales crímenes perpetrados por uno de los asesinos en serie mas crueles de los últimos tiempos, el australiano John Bunting.

Quizás su nombre no os suene demasiado, ya que no tiene ni el glamour ni la repercusión que han logrado adquirir otros asesinos como MansonEd GeinBundy Gacy, de los cuales se han realizado multitud de películas.

Entre agosto de 1992 y mayo de 1999 Bunting y su séquito cometieron 12 asesinatos que recibieron el sobrenombre de Los Crímenes de Snowtown Los Asesinatos de los Barriles. Sus victimas eran supuestos pedófilos, homosexuales y personas con deficiencias psíquicas, y antes de morir recibían todo tipo de torturas.

El 20 de mayo de 1999 se encontraron la mayoría de los cadáveres, en total ocho de ellos, desmembrados y ocultos dentro de unos barriles repletos de ácido que se encontraban en un edificio abandonado deSnowtown que anteriormente había albergado el banco de este pequeño pueblo del sur de Australia.

John Bunting era el líder, el motor sobre el que giraba todo este engranaje de muerte y tortura, pero no actuaba solo ya que consiguió rodearse de un grupo de marginales que cumplían todas y cada una de sus ordenes. Entre ellos destaca la figura de Jamie Vlassakis, un joven que pertenecía a una familia desestructurada, que era  victima de abusos sexuales y al cual Bunting fue adoctrinando hasta conseguir que colabora con él como mínimo en cuatro asesinatos, incluyéndose entre las victimas sus dos hermanastros.
Precisamente la figura de Jamie Vlassakis va a ser la que nos guié durante toda la película, es el eje sobre el que se construye esta terrible historia que golpea y deja secuelas a todo aquel que la visiona.

Y es que tras los primeros cinco minutos de película el mal rollo ya empieza a incomodar a un espectador que presencia como Jamie (Lucas Pittaway) y sus hermanos sufren abusos por parte de un pedófilo que vive enfrente de ellos. Lo mas duro de esta situación no son los abusos en si, si no la indiferencia con la que Jamie los afronta, hecho que inmediatamente nos hace reflexionar sobre el tipo de vida que lleva tanto él como el resto de su familia.

En el momento en que Elizabeth (Louise Harris), la madre de Jamie, se entera de estos hechos y se empieza a hablar de ellos en la zona, aparece la figura de John Bunting(Daniel Henshall), que encuentra en ello la perfecta puerta de acceso a una familia y un vecindario marginales que se encuentran consternados por la noticia, el lugar idóneo para hacer propaganda de sus ideales.

John aparece como un mesías, como un líder afable y comprensible que velara por todos y no permitirá que se produzca ningún abuso mas a menores. Para ello cuenta con la ayuda de un grupo de personas que se encargan de investigar y localizar a todos los presuntos pederastas de los alrededores, para después acabar con ellos utilizando un amplio arsenal de torturas degradantes.

La película intenta obviar en parte los crímenes y la tortura y se centra en la relación que se establece entre John Jamie, una relación en la que John se aprovecha del vació interior y la indiferencia que muestraJamie para poco a poco intentar moldearlo a su imagen y semejanza.

John comienza adoptando una postura protectora y paterno filial, ganándose plenamente la confianza y la admiración del joven, para después inculcarle todos sus ideales de odio y muerte de una forma sublime, consigue anular su voluntad y convertirlo en su marioneta, y aunque no lo parezca todo movimiento y todo acto que realiza Jamie esta perfectamente orquestado por John, como podemos comprobar en la aterradora escena que da fin a esta gran película.

Snowtown es una obra cruda, dura, y realista, sobre todo realista, ya que consigue transmitirnos multitud de sensaciones desagradables sin necesidad de artificios visuales. Estamos presenciando unos hechos que sabemos que han ocurrido realmente y los estamos viendo de un forma demasiado real, en el que parece haber pocas licencias ficticias, y eso me produce autentico terror.

Tampoco se trata  de una película repleta de escenas explicitas, aunque las pocas que hay enseñan o dejan a la imaginación situaciones desgarradoras, de esas que taladraran tu mente durante un buen tiempo.

Las actuaciones son formidables, aunque hay que destacar del resto a Daniel Hensall, que encarna a uno de los psicópatas mas cercanos y creíbles que recuerdo en mucho tiempo. A ello ayuda el enfoque de la película, es todo un acierto ver la situación desde el punto de vista de Jamie, ya que ello hace que sintamos como John nos manipula y domina a su voluntad.

A todo esto hay que decir que nos encontramos ante la opera prima del director Justin Kurzel, una obra que sin duda pone el listón muy alto de cara a sus nuevos trabajos y con la que ha conseguido ganar el premio del publico en el Festival de Cine de Adelaide y una mención especial en Cannes.

Snowtown suele clasificarse como drama o como thriller, para mi Snowtown es terror, terror en estado puro, terror realista y terror del que te remueve las entrañas.

Fuente: El ultimo blog a la izquierda

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada